ene 13, 2012

Enviado por en Trastornos y Enfermedades | 0 Comentarios

Enfermedad Inflamatoria Pélvica (EIP)

Enfermedad Inflamatoria Pélvica (EIP)

¿Qué es la Enfermedad Inflamatoria Pélvica (EIP)?

La enfermedad inflamatoria pélvica, o EIP, es una enfermedad que afecta a mujeres (en su mayoría jóvenes) cuando las bacterias procedentes de una infección anterior avanzan en su recorrido desde el cuello uterino o la vagina hasta las trompas de Falopio, los ovarios o la pelvis.

 

¿Como se contrae la enfermedad inflamatoria pélvica?

La EIP es producida en un altísimo porcentaje por una complicación grave de una infección provocada por una enfermedad de transmisión sexual, principalmente clamidias o gonorrea. Además, si se ha padecido alguna vez eip hay mayor riesgo de volverla a padecer debido a que la infección anterior pudo haber deteriorado los tejidos.

Es bastante más frecuente en mujeres jóvenes de menos de 25 años sexualmente activas debido a que el cuello uterino no está totalmente desarrollado.

Las famosas duchas vaginales también pueden ayudar a contraer la enfermedad, pues alteran la flora vaginal y pueden impulsar hacia arriba a las bacterias.

Entre las vías de contagio menos predominantes encontramos el parto, una biopsia de endometrio, la inserción de un dispositivo intrauterino o DIU, un aborto espontáneo y un aborto electivo o terapéutico.

 

¿Qué síntomas presenta la enfermedad inflamatoria pélvica o eip?

Los síntomas pueden ser leves o no existir aunque los órganos estén siendo afectados, sobre todo si la enfermedad se produce por una complicación de clamidias. Entre los síntomas más frecuentes podemos destacar dolor en la pelvis, en la parte baja del abdomen o secreción vaginal de un color, densidad u olor fuera de lo normal. Otros síntomas que se dan son fatiga, escalofríos, sangrados post-coito, relaciones sexuales dolorosas, menstruación irregular…

 

¿Puede tener la enfermedad inflamatoria pélvica complicaciones?

Si las bacterias invaden las trompas de Falopio y tienen tiempo de transformar el tejido normal en tejido cicatrizal, puede verse alterado el movimiento normal de los óvulos hacia el útero. Si las trompas de Falopio están tan obstruidas que el espermatozoide no puede fertilizar al óvulo, la mujer se volverá infértil. Además, pueden provocar la aparición de un dolor pélvico crónico.

Se puede dar el caso de que un óvulo fecundado se quede en las trompas de Falopio, provocando entonces un embarazo ectópico.

 

¿Hay cura para la eip?

Tenemos que diferenciar entre dos casos aun cuando afortunadamente casi la totalidad de ellos tienen cura sin secuelas.

Si la enfermedad está en una fase joven, tras ser detectada y diagnosticada por un médico, se administrarán antibióticos durante una cantidad variable de días a considerar por el profesional sanitario.

Si la enfermedad está avanzada, el daño que hay es grave, o la mujer infectada está embarazada, puede ser necesaria la hospitalización para la correcta medicación intravenosa.

Nunca sobra recomendar, como en otros casos, la necesidad de alertar a nuestros últimos acompañantes sexuales sobre la infección, y abstenerse de mantener relaciones sexuales hasta la correcta curación de la enfermedad.

 

¿Cómo prevengo la enfermedad inflamatoria pélvica?

Dado que la eip se produce por una complicación bacteriana, en la mayoría de casos derivada de una enfermedad de transmisión sexual, una rutina de pruebas contra ets cada cierto tiempo, y el cumplimiento estricto de un tratamiento contra una ets en caso de ser detectada son vitales para prevenirse contra la eip.

Además, siguiendo la línea de procedencia, la práctica de sexo seguro mediante el uso del preservativo elimina drásticamente la posibilidad de contraer una enfermedad de transmisión sexual y, aún en mayor grado, la eip.

 

Menciones/Notificaciones

  1. Clamidias | Biblioteca Sexual - [...] por clamidias no detectada y curada a tiempo lleva a 1 de cada 10 mujeres a como la enfermedad ...
  2. Embarazo Ectópico | Biblioteca Sexual - [...] -          Enfermedad inflamatoria pélvica (EIP). [...]

Dejar una respuesta